• José Fernando Gómez Rosales

¿Cuánto sabe?

Preocupa mucho el ridículo que ha hecho diplomáticamente el Ecuador, al haber cedulado y pedido al Gobierno de Gran Bretaña la aprobación de Julián Assange como parte del cuerpo diplomático de la Embajada, la que, por supuesto, fue rechazada por ese país. Tiene que haber habido una razón muy poderosa para que el Gobierno y nuestra Canciller se hayan tomado el riesgo del ridículo y vergüenza corridos por esa gestión.

Creo que vale la pena reflexionar sobre el tema: ¿Quién es Assange? Es un hacker muy hábil que causó miles de problemas mundiales con noticias ciertas, que estaban guardadas secretamente en los Gobiernos, las cuales desvelaba y ponía a la luz, causando problemas muy serios a los países. Esto hizo que en varias partes se lo quisiera capturar. Como lo que decía era cierto, no había opción para apresarlo por esas noticias, y las naciones afectadas se revolvían al no poder apresarlo para callarlo. Entonces, en Suecia, salió una acusación por acoso o violación, con la que se intentó capturarlo. Cuando ya estaba cerca su apresamiento, se refugió en la Embajada del Ecuador, y ésta fue su trinchera para librarse de la cárcel.

Ya lleva cinco años y medio refugiado en la Embajada de Ecuador, lugar en el que, pese a ser prohibido, ha expresado opiniones en contra de diversos países, abusando de la hospitalidad ecuatoriana, haciendo quedar al país, como un lugar donde la delincuencia es la que manda, que el sofisma es el que impera, y que las leyes han sido hechas para ser violadas. Ha hablado abiertamente incluso contra el Gobierno que lo cobijó, Ecuador. Ha presentado acusaciones de diversa índole, contra las autoridades.

Aquí viene la pregunta: ¿Cuánto sabe? ¿Qué sabe? ¿Ha amenazado con contar problemas contra las autoridades? Estamos con un Gobierno, que es un continuismo del de la década perdida, en el cual, pese a que la mayoría que gobierna les pertenece, han tenido que aceptar que se enjuicie a autoridades por la evidencia de las pruebas circunstanciales. Aparentemente, tienen razón al hablar de la década ganada, porque han ganado mucho y se han enriquecido los que han estado en el Gobierno, pero el pueblo ha sido el gran perdedor de la jornada, porque nos han dejado un país, que el mismo Presidente actual, ha tenido que declarar y aceptar que el país está prácticamente en quiebra y endeudado más allá de lo tolerado y permitido. Vendrá ahora la época de las vacas flacas, en que las personas de la clase alta, media y media baja, serán saqueadas para que el Gobierno pueda subsistir, y la clase baja (los pobres), si este tipo de Gobierno persiste, va a sufrir la carencia de todo, como lo que ocurre actualmente con la pobre nación hermana, Venezuela. Es triste ver morir familiares, porque no puedes adquirir, a ningún precio, medicinas para curar o aliviar, y tienes que buscar en basureros algo para calmar el hambre.

¿Se está, con esta acción del Gobierno, comprando el silencio de Assange? ¡Dios quiera que no! Él ya ha hablado mal del Gobierno del Ecuador, y creo que su situación mundial es crítica.

jgomezr@hotmail.com

Lo mas Destacado
Reciente