• José Fernando Gómez Rosales

La justicia

¡Es un problema grave ir de cacería, cuando se invierten los papeles! Cuando los pájaros disparan contra las escopetas. Soy un defensor de los Derechos humanos, pero creo que la mayoría también son seres humanos y tienen el mismo derecho a vivir y a poseer legalmente tal como tienen derechos los delincuentes, pero parece que la tortilla se ha volteado. Actualmente, gracias a la fatídica década del horror y a sus leyes que defienden a los delincuentes, ya el ser humano normal, respetuoso de la ley, está quedando desprotegido en forma total. La autoridad, que antes era comprada, pero cuando menos causaba temor a los delincuentes, en la actualidad es perseguida por la justicia.

No sé cual ha sido el cambio que ha ocurrido (aparentemente no es en las leyes, sino en la forma de interpretarlas), pero ahora estamos viendo que los delincuentes, apresados in fraganti, demandan a la policía por haberlos encarcelado. Un policía, que maltrata a un delincuente que no se deja apresar, es juzgado. Si lo mata, aunque sea en defensa propia, es tratado como un asesino de la peor ralea, así al otro se lo esté capturando porque acaba de matar a otra persona. Leemos en la prensa que la justicia ecuatoriana, tiene 332 policías que son defendidos por el equipo de defensa Institucional por varias causas y tiene que gastar recursos para defenderlos.

Los policías aseguran no temer a los delincuentes a los que se enfrentan en las calles, sino a la justicia, a un Juez que diga que se realizó un mal procedimiento y dictamine el pago de altas indemnizaciones por secuestro, detención ilegal, y daño a la moral de los aprehendidos.

Esto está ocurriendo incluso en el caso de cuatro personas que transportaban 150 kilos de cocaína, de los cuales, al ser juzgados, el Juez encargado ordenó prisión para dos civiles y uno de los policías, y el otro policía fue declarado inocente. El policía absuelto al salir libre, demandó al Agente antinarcóticos y a la fiscal que llevaba el caso. En este caso, el Mayor tuvo que asistir a los tribunales, porque el Juez dictaminó que debía pagar $40.000,00 por daño a la moral del Sargento que, según el parte policial iba en la camioneta con la droga. De acuerdo con la prensa, en otro caso, un equipo del grupo antinarcóticos, fue demandado el año pasado, luego de que los “supuestos” narcotraficantes obtuvieron la libertad. A los procesados se los encontró con una tonelada de droga y ahora exigen al equipo antinarcóticos el pago de $ 1.000.000,00 por daño a la moral. ¡Cuando menos quieren recuperar un millón de lo que les quitaron!

Otro caso que presenta el Diario, es el de un agente de tránsito que fue detenido portando un arma de fuego de 9 milímetros, sin permiso para portar armas. El agente fue trasladado a la fiscalía y el Juez declaró ilegal la detención y no sólo puso en libertad al Agente, también ordenó que se le devuelva el arma y ahora el equipo de policías que detuvo al agente de tránsito fue demandado por detención ilegal y secuestro. Pueden recibir penas de hasta cinco años de cárcel.

¿Qué está pasando con la justicia en el país? ¿Ahora los pájaros disparan y matan a los cazadores? Vemos que las acusaciones contra los narcotraficantes, ladrones, enriquecidos ilícitamente, que reciben coimas o trafican influencias, y dentro de poco también asesinos y violadores, terminen en demandas contra los que los capturan. ¿Es en esta forma en la que queremos defender la justicia?

jgomezr@hotmail.com

Lo mas Destacado
Reciente
Archivo
Buscar por Etiquetas
Siguenos
  • Google+ Basic Square

© 2012-2020 doctorgomezrosales.com                         

  • w-googleplus

   En paz con Dios, con el mundo y conmigo mismo.